CONTRIBUYENTES DEL RÉGIMEN TRIBUTARIO ESPECIAL

 

En el impuesto sobre la renta y complementarios existen un serie de contribuyentes, los cuales se encuentran clasificados en el denominado régimen tributario especial, y tienen un tratamiento sustancialmente diferente frente a otros contribuyentes del régimen general al momento de efectuar la determinación del impuesto a cargo de cada persona jurídica.

 

Los contribuyentes del régimen tributario especial se encuentran clasificados en el artículo 19 del Estatuto Tributario de la siguiente manera:

 

1.    Corporaciones, fundaciones y asociaciones sin ánimo de lucro excepto las del artículo 23 del Estatuto Tributario, y deben cumplir los siguientes requisitos:

a.    El objeto social principal y recursos se destinen a actividades de salud, deporte, educación formal, cultural, investigación científica o tecnológica, ecológica, protección ambiental o programas de desarrollo social, todas estas actividades deben ser de interés general.

b.    Los excedentes deben ser reinvertidos totalmente en la actividad de su objeto social.

2.    Personas jurídicas sin ánimo de lucro que realicen actividades de captación y colocación de recursos financieros y se encuentren sometidas a vigilancia de la Superintendencia Financiera.

3.    Fondos mutuos de inversión y asociaciones gremiales respecto de sus actividades industriales y de mercadeo.

4.    Cooperativas y sus asociaciones, ligas y organismos relacionados, que sean vigilados por la entidad estatal respectiva, estos contribuyentes están exentos del impuesto sobre la renta si el veinte por ciento (20%) del excedente se destina en su totalidad de manera autónoma por las cooperativas, para financiar cupos y programas de educación formal en instituciones autorizadas por el Ministerio de Educación. Si este excedente lo destinan de manera diferente, todo o en parte, a otros fines sí estará gravado con el impuesto de renta.

 

El artículo 356 del Estatuto Tributario dispone que este tipo de personas jurídicas están sometidas al impuesto sobre la renta y complementarios, respecto al beneficio neto o excedente a una tarifa única del veinte por ciento (20%); este excedente puede tener el carácter de renta exenta si se destina de manera directa o indirecta, en el año siguiente al cual fue obtenido, a programas que desarrollen el objeto social al cual se refiere el artículo 359 del Estatuto Tributario, pero la parte de dicho beneficio o excedente que no sea invertida en los programas que desarrollan el objeto social de la entidad, sí tienen el carácter de renta gravada en el año en que dicho evento ocurra.

 

La determinación del beneficio o excedente se deba hacer tomando la totalidad de ingresos, sin importar su naturaleza, y se debe restar el valor de los egresos cualquier categoría, que tengan relación de causalidad con los ingresos o el cumplimiento del objeto social de la persona jurídica. El artículo 356-1 del Estatuto Tributario dispone que el presupuesto que se destine a remuneración de cargos directivos de contribuyentes del régimen tributario especial, no puede exceder del treinta por ciento (30%) del gasto total anual de la entidad.

 

Es necesario resaltar que el régimen tributario especial no puede ser aplicable a las entidades, que de manera taxativa son mencionadas como no contribuyentes del impuesto sobre la renta, en los artículos 22 y 23 del Estatuto Tributario; el comité de calificaciones de entidades sin ánimo de lucro está integrado, tal como dispone el artículo 362 del mismo estatuto, por el Ministro de Hacienda o su delegado que es quien lo preside, el director de aduanas o su delegado, y el director de impuestos o su delegado quien actuó como secretario de dicho comité.

 

En el artículo 363 del Estatuto Tributario se encuentran asignadas las funciones del comité, a quien corresponde calificar las importaciones de bienes a que se refiera el artículo 480 del mismo estatuto, para determinar la exención del impuesto sobre las ventas a dichas importaciones, pero no obstante las entidades del régimen tributario especial no requieren de una calificación del comité, para poder acceder a los beneficios establecidos, pero sí están obligadas a llevar libros de contabilidad en la forma que indique el Gobierno Nacional.

 

 

Doctor Manuel Andrés León Rojas

Especialista en derecho tributario



z